Experiencia de compra

Recientemente he cambiado de coche y marca, tras 15 años de fidelidad a mi anterior coche y veinte a mi anterior marca, y estoy pasando unas vacaciones en un resort de muy alto nivel donde han intentado venderme una participación es su plan de fidelización. En ambos casos he estado en contacto con agentes de muy alto nivel, diferente antigüedad y generaciones distintas, pero que me han mostrado un excelente grado de formación, y se notaba que seguían un sistema perfectamente diseñado por sus empresas. Me ha llenado de admiración y cierta envidia. Lo he encontrado muy estimulante: tenemos un gran camino de mejora.
Tengo que elaborar más sobre ello, pero sé que voy a hablar bastante de ello en el futuro. Me ha impresionado la importancia de pedir “feedback” mediante encuestas de control de calidad, y la forma en la que eso se transmite al cliente y sirve para que reflexione y sea consciente de la calidad del servicio que ha recibido. También me ha interesado mucho la diferencia en la que dos comerciales pueden llegar a aplicar un mismo sistema de ventas, y como el típico comercial “pushy” o pesado o “vende-Motos” clásico hoy día puede provocar rechazo en alguien como yo y cargarse el valor de un buen sistema que ves por debajo. También he notado la diferencia entre un sistema que permite que te escapes, que te suelta del anzuelo y te deja volver si realmente estás interesado, del comercial que te encierra y te encierra por temor a que no vuelvas. Y he visto cómo se siente el consumidor si cuando le dejan ir, de pronto se siente como que todo el aprecio y el interés desaparece y era sólo una ficción, o si sigues de verdad sintiendo que aunque no seas el cliente adecuado para sus servicios, ellos mantienen su compromiso o su aprecio como personas.
Creo que cada una de estas cosas dan mucho de sí. Lo escribo solo para volver a reflexionar sobre ello.

La imagen proviene del blog de Miguel Ángel Génova miguelangelgenova.com que tiene un post similar y otros interesantes sobre ventas en general.

Compartelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *